Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

 iOSMac | 08/12/2016

Scroll to top

Top

No Comments

Tim Cook lidera la lista Fortune de 2015

Tim-Cook
Antonio Expósito

La revista Fortune ha publicado su lista de 2015 con los 50 líderes más grandes del mundo, esta lista ha quedado encabezada por el CEO de Apple, Tim Cook. Según Fortune uno de los motivos es por que las acciones de Apple han llegado máximos históricos, gracias a Apple Pay y Apple Watch se deja ver que esta empresa tiene un afán de innovación impresionante.

Se publica la lista Fortune de 2015

Esta lista no está buscada con líderes grandes, brillantes o muy poderosos sino que buscaban a líderes que fueran capaz de inculcar su esfuerzo a toda una plantilla o que simplemente motivan a otras personas a que actúen así, los editores de Fortune dicen lo siguiente:

“Tenemos una amplia red en el montaje de nuestra lista, que incluye a los líderes sin ninguna designación formal, así como funcionarios gubernamentales electos, directores generales jefes de organizaciones no gubernamentales, miembros del clero, entrenadores, atletas, artistas y mucho más. Todo juzgado por un liderazgo dentro de sus ámbitos profesionales, industrias o campos de servicio o gobiernos.”

Además de la lista de Fortune, también han realizado una entrevista personal al CEO de la gran empresa de Cupertino, entre lo que podemos destacar la gran diferencia con su predecesor. Cook siempre ha intentado seguir siendo el mismo, su liderazgo es totalmente diferente al de Steve. Tim se comporta más como “un entrenador que confía en sus jugadores”.

Esta actitud ha llegado a crear una gran consistencia en las altas filas de la empresa, como bien dice Eddy Cue, vicepresidente senior de software y servicios de Internet: “él nunca trató de ser Steve. Trató de ser siempre él mismo. Ha sido muy bueno en dejarnos hacer lo nuestro”.

TE RECOMENDAMOS:   Apple abandona Intel en su nuevo MacBook Pro

Cook expresa a Fortune lo mucho que aprendió cuando asumió el liderazgo de Apple, y explica como se enfrentó a todas las dificultades que esto conlleva. “Tengo la piel muy gruesa”, “pues más gruesa la tengo aún”, dijo Tim Cook. “Lo que aprendí cuando Steve murió, sin que fuera a nivel académico o teórico, era que él era un gran protector para nosotros, su equipo técnico”.