Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

 iOSMac | 06/12/2016

Scroll to top

Top

No Comments

Tutorial: Un diminuto atajo que te evitará muchos clicks

Tutorial Un diminuto atajo que te evitará muchos clicks
Vicente Porfilio

Command, en ingles significa ‘mandar’, ‘ordenar’,’ comando’. Bien, esta tecla que encontramos en los teclados Apple es más interesante de lo que parece y por eso hoy os traigo un pequeño truco con esta “simple” tecla como protagonista y que os aliviará un poco el dedo índice de hacer tantos ‘clicks’ de ratón/trackpad. Vamos a ello.

 

Tutorial: Un diminuto atajo de teclado que te evitará muchos clicks

Es cierto que para usar este “truco” con todo su potencial, se deben de dar una serie de circunstancias en nuestro Mac que no son muy difíciles de que se produzcan, pero si que son un tanto concretas. Para que entiendas lo que vamos a lograr con este tutorial, he de primero explicarte cual es la “complicación” que este pequeño atajo nos ayudará a agilizar fácilmente.

 

Cuando tienes muchas ventanas de apps abiertas en tu Mac, porque haces varias cosas a la vez, las tienes todas ellas superpuestas en diferentes “capas”, es decir, una ventana debajo de la otra y así sucesivamente (si te gusta el orden, seguramente tengas un tic y las ordenes tu mismo para que no sea un caos). Con los efectos de sombra difusa que le aplica el sistema operativo, se aprecia más este efecto de organización por “capas” (una encima/debajo de otra), en las que en cada una de esas capas encontramos una ventana de una app.

 

Véase la imagen siguiente, y fíjate como se aprecia que las ventanas están “separadas” entre ellas en lo que a profundidad se refiere (las sombras de las propias ventanas les delatan). Cada una de ellas queda en una capa mas baja que la anterior conforme vamos superponiendo más ventanas de nuevas apps abiertas. La ventana que está arriba del todo, es la que está activa, la que tiene el ‘foco’, es sobre la que estamos ‘operando’.

TE RECOMENDAMOS:   Utiliza una imagen como portada de Safari en Mac

16-600x384

En la imagen se da el caso de que tengo abierta la app ‘Notas’ (es la ventana/app activa) que es la app que uso, mientras que por “debajo” tengo abierto iTunes reproduciendo música, tengo también la app Vista Previa con una foto que quiero retocar un poco, y por último también tengo una ventana de Finder donde he de verificar si existe un archivo concreto que busco y que debe de estar en mi carpeta de ‘Descargas’. Lo tengo todo abierto en este ejemplo, pero solo la app Notas es la que tiene el ‘foco’, es pues, la ventana activa en la que estoy ahora mismo trabajando (siguiendo el ejemplo).

 

Lo importante es aprender que se pueden operar las apps que no están en la ventana activa si pulsamos la tecla CMD y hacemos click donde proceda

 

Ahora ya es fácil pensar que si quiero cambiar de canción (sin usar las teclas de función del teclado F7 ó F9, me estoy refiriendo a hacer click en el propio reproductor de iTunes), o si quiero voltear 90º la imagen de ‘Vista Previa’ o si quiero consultar algo en la ventana del Finder, tendré que hacer ‘click’ sobre la ventana sobre la que quiera actuar, para otorgarle así el ‘foco’, es decir que sea la ventana activa y así poder trabajar sobre esa ventana.

 

Ejemplo explicativo; lo “normal” seria, si quiero pasar de canción, hacer click en alguna parte de la ventana de iTunes y entonces esa ventana (iTunes) pasaría a tener el foco y pasaría a ser la ventana más arriba, la primera (y la app Notas pasaría a ser la segunda y quedar una capa mas atrás). Con eso, ya puedo hacer click en el reproductor de iTunes tranquilamente y pasar de canción o lo que quiera hacer con iTunes. Otra forma de lograr lo mismo de manera “normal” es pulsar F3 (Mission Control, tecla F3 por defecto para ver todas las ventanas abiertas y escritorios para hacer click sobre la app o ventana que queremos actuar) y elegir iTunes para que pase a ser la app activa y así actuar sobre ella.

TE RECOMENDAMOS:   ¿Cómo instalar iOS 10.2 beta en tu iPhone?

 

26-600x384

 

Con la esperanza de que se me halla entendido bien lo que quiero explicar, ahora, resumo todo diciendo que para actuar sobre la ventana de una app abierta hay que darle el ‘foco’, es decir que pase a ser la ventana activa. Y entonces ya podemos actuar sobre esa ventana de esa app.

 

Bien, pues no, no ha de ser así necesariamente. Si teniendo la situación de mi ejemplo, la de la imagen anterior, y pulsamos la tecla CMD (command), y hacemos click en los ‘botones’ de las ventanas (apps) que están por debajo de la que tiene el foco (ventana activa), podremos actuar sobre esas apps sin perder el foco en la app que tenemos activa. Hay que decir que tiene ciertas limitaciones como por ejemplo, el doble click.

 

Siguiendo el ejemplo mío, si yo no toco nada, es decir, mantengo el foco en la app Notas, y pulso CMD mientras hago click en el reproductor de iTunes que está por “debajo”, OS X cambiará de canción siguiendo mi “instrucción” sin yo perder el foco de la app Notas. Con lo cual me evito tener que ir de una app a otra haciendo clicks en unas y otras ventanas para darles y quitarles el ‘foco’. Pero puedo hacer mas, ya que si mantengo pulsada la tecla CMD y hago click en ‘Descargas’ en la barra lateral de la ventana de Finder donde tengo el archivo que busco, tampoco perderé el foco en la app notas y podré ver si ese archivo que busco está ahi en esa carpeta. Del mismo modo, podría, sin perder nunca el foco de la app Notas, voltear mi foto pulsado el icono correspondiente en la app Vista Previa que está también por ‘debajo’.

TE RECOMENDAMOS:   Cómo instalar macOS Sierra: actualizando y desde 0

34-600x375

Todo esto es posible si mantenemos pulsada la tecla CMD (command) y hacemos click en botones y acciones de ventanas de apps abiertas y que no tienen el foco, es decir, que no son la ventana/app activa. Dependiendo de lo que estemos haciendo puede tener mas o menos utilidad este atajo. Lo importante es aprender que se pueden operar las apps que no están en la ventana activa si pulsamos la tecla CMD y hacemos click donde proceda.

 

Pero la cosa no termina ahí. Si pulsamos la tecla ALT (función) y hacemos click en un ‘botón’ en una ventana/app que no tiene el ‘foco’, casi que mágicamente OS X ocultará todas las ventanas abiertas y solo nos dejará visible la app/ventana que hemos ‘tocado’ con la tecla ALT pulsada. Esto es todo lo contrario a lo que explicado anteriormente, pero podría tener su utilidad si quieres “limpiar” tu escritorio y centrarte en una app en concreto que no era la activa.