Peek Performance: Mucho ruido y alguna nuez (Opinión)

0

Después de la resaca del evento del pasado 8 de marzo, martes, en donde Apple soltó al mundo varios dispositivos, podemos ahora con una perspectiva un poco diferente y sin el subidón del “directo”, de poder dar una opinión propia y por tanto subjetiva de lo que para mí fue el evento. Hubo mucho ruido y alguna nuez también cayó pero ya de antemano esperaba más y aún sigo esperando. Peek Performance fue lo que me esperaba de antemano.

Podría resumir Peek Performance en una frase: Ya me lo esperaba pero aún así no estuvo tan mal

Todos los rumores que se fueron propagando días/semanas antes del evento del 8 de marzo, se hicieron realidad. No dejaron casi nada a la imaginación o a la sorpresa. Está claro que así lo quiere la prensa, la propia Apple y los usuarios. Hubo una gran sorpresa, sobre todo por el tamaño comparado con otros de su clase. El chip M1 Ultra teniendo el doble de tamaño que el M1 Max. Por algo son dos Max unidos.

Por tanto, el mismo día del evento las expectativas no estaban demasiado altas debido a que se esperaba todo lo mencionado. Sin embargo siempre hay un poco de esperanza en que se vean cosas nuevas e impresionantes. A eso nos ha acostumbrado Apple. De hecho uno de los rumores que se mencionó fue la posibilidad de que se lanzasen hasta tres Mac diferentes. Pero como ya vimos lo que se lanzó fue uno sólo que bien pudiera valer por esos tres. 

Novedades en Apple TV+, iPhone 13 y 13 Pro en color verde, iPhone SE mejorado, Mac Studio y M1 Ultra. Eso es todo lo que presentó la compañía de la manzana el martes pasado. De todo ello, sólo el M1 Ultra fue algo que no entraba dentro de los rumores anteriores. Que pedazo de chip, no sólo por su tamaño si no por su capacidad y de lo que va a ser capaz. Esto es algo que aunque falten pruebas de campo, sabiendo el resultado que da el M1 Max…

Cuando estaba viendo la presentación en directo, lo que pensé en cuanto lo vi presentarse, fue lo increíble que debe ser tener un ordenador lo suficientemente potente como para albergar ese chip M1 Ultra y poder disfrutar de todo lo que será capaz de hacer. Enseguida se me bajaron las ilusiones al pensar que es un chip de Apple y que el precio que le pondría no iba a ser apto para todos. 

Luego llegó ese ordenador híbrido entre un Mac mini y un Mac Pro. Un ordenador, el Mac Studio, capaz de trabajar con el M1 Ultra y que además es compacto y con un diseño que es bastante llamativo y sobre todo que hace que pensemos en los ordenadores de escritorio de otra manera. Se acabó el pensar que para tener un Pc muy potente se necesita una torre enorme que albergue bien todos los componentes. El Mac Studio ha roto moldes y debemos pensar que el futuro de los ordenadores de escritorio será ese.

Estoy seguro que muchas empresas empezarán a crear ordenadores de sobremesa con esa forma y tamaño y con ello conseguiremos ganar espacio. Algo que siempre es de agradecer. 

Por tanto aunque estaba todo el pescado vendido antes del evento, tengo que decir que dejando de un lado el iPhone SE de tercera generación que bajo mi opinión me parece un engaño, con todas las palabras, por muchas razones, empezando por que sigue teniendo Touch ID (aun deben quedar en los almacenes carcasas de iPhone con botón y deben deshacerse de ellas), el evento estuvo bien gracias sobre todo al chip M1 Ultra que cambiará la forma de trabajar con ordenadores.

La potencia que desarrolla ese chip será algo que deberán copiar los demás y de aquí, sólo nos queda mejorar.

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario Cancelar respuesta