Al resonante escándalo del Galaxy Note7, Samsung le sumó este año un nuevo episodio tremendamente vergonzoso: la retirada del flexible Galaxy Fold, días antes de su puesta a la venta, por desperfectos en sus materiales de fabricación. Cinco meses después, los coreanos anunciaron que corrigieron las fallas y ya están en condiciones de colocar en el mercado al teléfono que podría cambiarlo todo.

Las autoridades de la gigante tecnológica aseguraron que, este mismo viernes, los clientes (de Corea del Sur) podrán obtener al polémico dispositivo por una suma cercana a los US$2000. Y se espera que el modificado Galaxy Fold llegue luego a Francia, Alemania, Reino Unido y EE UU, y más tarde a España y Latinoamérica.

Así como el modelo que revivió al stylus abrió un nuevo segmento dentro del mundillo de teléfonos móviles, el Fold de Samsung podría implicar toda una revolución para el (agotado) mercado de dispositivos táctiles. Es que sería la primera apuesta fuerte por las pantallas plegables y el más que probable inicio a toda una gama de productos.

El Samsung Galaxy Fold vendrá equipado con una pantalla de 7,3 pulgadas (Infinity Flex) que podrá ser plegada en dos, como si de un libro se tratara. Y los responsables de la marca aseguran que resolvieron los problemas que se presentaron en su preview.

Recordemos que originalmente el Fold estaba previsto para abril, pero que luego de ser probado por diversos analistas presentó graves marcas en su pantalla. La falla, al parecer (y según la propia empresa), era por una lámina que no se debía retirar y que hacía las veces de protectora del display.

Por esta “confusión”, Samsung decidió retrasar la puesta de blanco y hacer algunas modificaciones de última hora que mejoren la durabilidad del producto. En su momento, el propio CEO de la empresa calificó de “vergonzosa” a esta situación.

En iOSMac:   Sorpresa de Microsoft presentando el Microsoft Surface Duo

Las mejoras del Samsung Galaxy Fold

En estos meses, la mayor fabricante de teléfonos móviles, habría reforzado las bisagras con materiales diseñados para impedir la entrada de partículas. Así también habría agregado capas adicionales a la pantalla para devolverle cierta rigidez, reduciendo el espacio entre la propia bisagra y el chasis del dispositivo.

En cuanto a la “afamada” película protectora de la Infinity Flex, Samsung habría extendido sus extremos para que sea “evidente que no debe ser eliminada”. El Galaxy Fold se ofrecerá en dos colores, Cosmos Black y Space Silver, y soportará 5G inicialmente en Alemania y Reino Unido.

Quieres comprar un iPhone, iPad, MacBook o cualquier dispositivo tecnológico al mejor precio, en este canal se publican las mejores ganas y ofertas, o visita nuestro canal de YouTube.